El cementerio vacío (Ramiro Pinilla, Tusquets, 2013)

Foto: Artaburu

Foto: Artaburu

Cada nueva publicación de Ramiro Pinilla es una buena noticia literaria y es que este bilbaíno (afincado en Getxo) de 90 años, dotado de una mente y una pluma lúcidas imprime a sus novelas un empaque que permite que vayan siempre mucho más allá de lo que parece que quieren contar. Partiendo de la verdad, de las pequeñas epopeyas cotidianas consigue firmar obras inmortales y universales sin salir del microcosmos getxotarra en el que enclava todas sus historias.

En 2009 nos presentó a Sancho Bordaberri, ese joven librero de finales de los 40 con afán por las novelas policíacas hasta el punto de convertirse en Samuel Esparta, un detective con sombrero y gabardina al más puro estilo Bogart, para investigar un crimen y enfrentarse a las fuerzas franquistas. Aquel libro se llamó Solo un muerto más y fue una revisión a las viejas lecturas del propio Pinilla, amante de la obra Hammett y de Chandler. Y en 2013 nos trae un segundo caso de Samuel Esparta, de nuevo enclavado en Getxo, en este caso para desentrañar el turbio crimen de Anari, aparecida muerta detrás del frontón el día de la romería.

Foto: Artaburu

Foto: Artaburu

Pero la narrativa de Ramiro Pinilla no se contenta con hacer un fresco costumbrista de la vida de la posguerra en la costa vasca, del nacionalismo y franquismo, de los vencidos y vencedores, de la pobreza, ni se contenta con hacer una entretenida novela de detectives. Insufla vida a cada uno de los personajes y dibuja vidas que bien pueden ser entendidas en cualquier parte del Mundo.

Hay amor, mitología, crítica social y clichés del género policíaco, sin olvidar el humor, en ocasiones disfrazado de triste sorna del perdedor, y es que Pinilla se moja y mucho ante el franquismo y el nacionalismo (él lo llama delirio) vasco. Una buena novela, entretenida y profunda, como debe ser la buena literatura. Larga vida a Ramiro Pinilla y a Samuel Esparta.

Autor: Javier Ikaz

Comparte esta noticia en

2 Comentarios

  1. Visto el comentario del libro de Pinilla y su frase final Larga vida a Pinilla! invito a quien lea este escrito a la ruta literaria que en setiembre (días 14 y 15)haremos en honor a Pinilla recorriendo en Getxo algunas de sus lugares emblemáticos: Arrigúnaga, La Venta, La Galea, La iglesia de San Baskardo… Valdrá la pena
    Contactar con giduriaga@gmail.com
    La distancia no es problema; yo voy desde Barcelona

  2. Yo vivo a un cuarto de hora de su casa en coche, así que me animaré

Enviar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>